web
stats
Lunes a Viernes de 10:00 a 12:00
BLOG: La Red con Jesús Escobar
Jesús Escobar
Jesús Escobar
Conductor de espacios informativos
Octubre 3, 2016

Ciudad de México
Publicado: Octubre 3, 2016

La capital del país es hoy por hoy escenario de una lucha fratricida entre la llamada izquierda mexicana, conformada por el PRD y MORENA, que en los últimos años han mostrado su peor rostro, el rostro de la insensibilidad, de anteponer el interés político al buen gobierno.

Desde que en 1997 el ingeniero Cárdenas ocupó la oficina de Jefe de Gobierno dándole otro rostro al entonces maltrecho DF, no habíamos vista tanta insensibilidad por parte de sus autoridades. Las respuestas de Miguel A. Mancera, y cualquiera de los delegados cuando se les pregunta sobre la inseguridad, el caos vehicular, la falta de agua, la corrupción, son el mejor ejemplo.

Diariamente, a ciertas horas la gente afronta una virtual paralización del tránsito, pues a eso equivale circular a menos de cinco kilómetros por hora. El problema ya no es exclusivo de las horas pico, sino que todo el día la cantidad de automóviles rebasa la capacidad de calles y avenidas.

Los Microbuses, el Metro, los RTP, los Trolebuses, el Metrobus hace tiempo que no satisfacen la demanda, son una verdadera pesadilla, para millones que se ven obligados a tomarlos, pero los encargados de Movilidad, del transporte etc. Hablan de ellos como si fueran sistemas de primer mundo. De verdad uno ya no sabe si reír o mentarles la madre.

La SEMOVI solo sirve para enriquecer a sus titulares, para organizar las mafias que representan las rutas, los paraderos, los choferes, los taxis piratas, pero no para dar soluciones.

¿Y qué me dice de la inseguridad? Nuevamente la delincuencia ha tomado las calles, el crimen organizado ya no guarda la prudencia de otras épocas, ya levantan, ejecutan, extorsionan, pero PGJ Y SSP solo atinan a decir que aquí, eso no existe, que es imaginación colectiva.

Hace unos días el maestro Héctor de Mauleón publicó en El Universal la excelente columna ¨Perdieron la Condesa¨ donde denuncia como el narcotráfico domina la zona, hace y deshace, esto dio pie a que lo amenazaran de muerte a él, y otros ciudadanos que se atrevieron a denunciar.

La respuesta fue un intercambio de acusaciones entre Mancera y el delegado en Cuauhtémoc Ricardo Monreal. ¨La seguridad en la zona no es mi responsabilidad¨, ¨Tengo planes, pero no dinero¨, ¨es una campaña en mi contra¨, fueron las perlas que salieron de estos dos sujetos que quieren ser presidente y jefe de gobierno, que en dos años saldrán con el mayor cinismo a pedirnos nuestro voto.

¿Sabía que Monreal no asiste a las reuniones de seguridad con la administración central? ¿Que su mano derecha fue detenido con 600 mil pesos en efectivo que no ha logrado explicar?

Cuando se les cuestiona a ambos sobre el derecho de piso que pagan comerciantes, solo atinan a decir ¨no hay denuncias¨.

Los secuestros están masificados, por 20 mil pesos te plagian, cualquiera se sube al microbús para quitarte tus cosas. Asaltan a comercios, transeúntes, automovilistas con total cinismo, los delincuentes saben que son grabados por miles y miles de cámaras, pero les vale porque la impunidad es su mejor aliado. ¿Cuál es la respuesta del ¨Presidenciable¨ Mancera? ¨es el efecto cucaracha¨.

Cierto detuvieron a dos pájaros de cuenta, pero no por su trabajo de inteligencia, sino porque uno o dos ciudadanos se atrevieron a grabarlos cuando asaltaban en pleno periférico.  Es decir, el ciudadano hace el trabajo del procurador, del jefe de la policía que no se atreven a ir en búsqueda de los delincuentes, aunque saben dónde viven, de donde salen.

En pocas palabras para Mancera, Monreal y toda la gama de delegados, el hecho de que los periodistas son amenazados, los extranjeros secuestrados y los restauranteros extorsionados, tiene fines electoreros. Ellos son el centro del problema, no los problemas en sí.

Vivimos una confrontación política lacerante, llena de banalidad, simpleza, de ambición, frivolidad y cinismo, donde el interés social, que debería ser la prioridad de la izquierda, no existe.

Bueno han llegado al extremo de usar acarreados al más puro estilo priísta, que gritan a todo pulmón ¨Mancera presidente¨ o ¨Gracias Monreal por tu generosidad¨.

Cuánta razón tenía Emilio Chuayfet, al hablar de la posible presidencia de López Obrador, ¨Finalmente somos primos¨.

El PRD y MORENA cuestionan todos los días la indefendible Banalidad de Peña nieto, pero ellos están igual o peor, usan el mismo antifaz para no ver la terca realidad, una ciudad que se llame como se llame se les fue de las manos.

 

 

¡COMPÁRTELO!